Preprint / Postprint

topUn preprint es un manuscrito original, comúnmente electrónico, que un autor publica antes, o incluso después, de haber sido revisado por pares (o por cualquier otro sistema de evaluación), editado o maquetado para la publicación por la editorial de una revista académica. En otras palabras, un preprint es un documento enviado a una revista académica, pero que todavía no ha alcanzado la decisión de ser publicado, aunque también puede ser un documento no enviado a ninguna revista, publicado en un servidor de auto-archivo. Es importante también comentar, que los preprints ya existían desde hace mucho tiempo. incluso antes de la aparición de Internet, desde finales de los años 50, estos eran impresos y enviados por correo a los investigadores y bibliotecas, mucho antes de que fueran revisados por pares y publicados en una revista.

En la variante de auto-archivo, cada vez más popular, el preprint es depositado por el autor en un servidor de preprints, habitualmente temático, siguiendo procedimientos públicos. La versión preprint puede ser incluso un avance o una versión incompleta del manuscrito (aunque lo más común es una versión final). Utilizando este servicio los autores pueden solicitar comentarios y agregar las sugerencias al manuscrito que puede ser enviado posteriormente al proceso editorial formal de una revista. Algunos ejemplos de los servidores más reconocidos son: arXiv.org – http://arxiv.org/, ASAPbio – http://asapbio.org/, bioRxiv.org – http://biorxiv.org/,  ChemRxiv – http://pubs.acs.org/meetingpreprints, y F1000Research – https://f1000research.com. Algunos de estos servidores, llamados también repositorios, empiezan ya a ofrecer la posibilidad de realizar depósitos de los preprint al mismo tiempo que se permite la opción de enviar el trabajo directamente a una revista para su revisión por pares (como bioRxiv), siempre y cuando la revista lo permita. Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , | 4 comentarios

Palabras clave

Las palabras clave conforman, junto al título y el resumen, los metadatos de un artículo, y constituyen por tanto la “Tarjeta de presentación” de una publicación científica.

Imagen 1.png

El autor de un artículo científico debe agudizar sus sentidos y sus competencias investigadoras para acertar a la hora de seleccionar los términos que mejor describan la temática de su trabajo y, sobre todo, la peculiaridad de su aportación. En este sentido, la selección de las palabras clave debe hacerse de manera reflexiva, pausada y pensando en el lector del trabajo, puesto que definen el contenido del artículo. Este aspecto es sumamente importante si queremos que nuestro artículo sea encontrado por otros investigadores de nuestro ámbito de conocimiento, porque de esta manera aseguramos su difusión y por supuesto, su impacto en la comunidad científica. Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Redes sociales científicas: Academia.edu

Ver Redes Sociales científicas parte 1: Research Gate

designing a scandinavian-style home

Academia.edu es una red social académica que nace en septiembre de 2008 como un espacio para que los investigadores compartan sus trabajos y así maximizar la visibilidad de los mismos, a la vez de posibilitar el acceso a estadísticas de descargas y lecturas con gráficos y mapas que permiten conocer más a fondo los intereses e impactos que han generado los productos científicos publicados.

Para inicios de 2017, esta red social agrupaba 36 millones de usuarios registrados, aunque el número de textos publicados aún no llega a los 10 millones. Sin duda, esto convierte a Academia.edu en la red social científica con mayor tráfico -encontrándose en el puesto 654 del ranking Alexa-, aunque también se puede colegir por la diferencia miembros-producto que no todos los usuarios son “activos”, que muchas de estas cuentas pertenecen a estudiantes o lectores casuales o que muchos usuarios no publican sus investigaciones en la plataforma. Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Dinamización de la investigación en redes sociales

En el siglo XXI la publicación del trabajo científico y académico debe ir acompañada de una estrategia de difusión pensada y pautada, que pasa por la dinamización de la investigación en redes sociales. Esta nueva necesidad surge asociada al concepto de convergencia mediática definida por Henry Jenkins como el flujo de contenidos a través de múltiples plataformas mediáticas, transformada posteriormente en convergencia digital: acceso al conocimiento y a la información en tiempo real desde cualquier lugar y a través de múltiples dispositivos conectados a la Web 2.0.

Este contexto afecta a los investigadores en tanto que les brinda la posibilidad de difundir su investigación a cualquier rincón del planeta en cuestión de minutos, ofreciendo una difusión e impacto de gran alcance con un esfuerzo relativo. Maximizar el alcance de su trabajo y prodigar su nombre como investigador resultará tan sencillo como utilizar de modo adecuado las redes académicas y sociales.

Imagen 1

Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Factor de Impacto, un indicador científico para medir revistas científicas

El Factor de Impacto es un indicador bibliométrico ideado por Eugene Garfield en el año 1955 (Garfield, 1955) con el objetivo de valorar cuantitativamente y de forma anual la aportación de conjunto que realiza una revista a la ciencia. Para ello, la revista tiene en cuenta las citas recibidas por el conjunto de los artículos, entendiendo que las citas son una prueba directa de la contribución científica de los trabajos.

El Impact Factor se calcula con una fórmula fácil e intuitiva; para calcular el Impact Factor de una revista en un año dado (por ejemplo 2017), se cuenta el número de citas que la revista en cuestión recibe en el año 2017 para los artículos publicados en sus dos años anteriores y se relativizan entre el número de trabajos que ha publicado en esos dos años.

El Impact Factor se calcula en el contexto de Web of Science y más concretamente a las revistas indexadas en las bases de datos Science Citation Index y Social Science Citation Index, y sólo tiene en cuenta las citas recibidas por la población de las bases de datos del conjunto principal “Core Collection”. Es por ello que no se puede afirmar que una revista tenga factor de impacto calculado si no pertenece a estas bases de datos.

Desde el año 1975, el Instituto de Información Científica (ISI), publica anualmente informes sobre citación de las revistas de Web of Science (Journal Citation Reports) donde aparece calculado el Factor de Impacto para cada revista y éstas agrupadas y ordenadas, usando dicho indicador, por categorías temáticas, lo que genera un ranking ex profeso para las revistas por posiciones y cuartiles para cada área temática.

Limitaciones:

  • Sólo se calcula a revistas indexadas en Science Citation Index y Social Science Citation Index de Web of Science.
  • Es muy sensible a manipulaciones como las auto-citas, es decir, una revista podría corromper sus artículos modificándolos para obtener más citación, aun cuando otros indicadores similares: IPP, Scimago Journal Rank, Eigenfactor, Índice H y SNIP
Bibliografía
Garfield, E. (1955). Citation indexes for science; a new dimension in documentatio through association of ideas. Science, (122), 108–11.
Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , | Deja un comentario

El escabroso tema de las autocitas

autocitaCitar artículos de la literatura para fundamentar un informe de investigación para ser publicado en una revista es una práctica necesaria. La inclusión de citas pertinentes, adecuadas y oportunas permite al autor situar el trabajo que presenta en el estado del arte del conocimiento en el tema del artículo. Dentro de estas necesarias citas se encuentran las autocitas que son las citas que el autor o autores hacen a sus propios trabajos.

Al respecto hay varias posiciones, en los extremos están algunas personas que piensan que es bastante indecoroso citarse a sí mismo, alegando que esto es una auto-promoción infame de sus trabajos. En el otro extremo, están los que consideran que no deben citar a otros más que a ellos mismos, argumentando que sus trabajos son los más importantes del área, y dentro de estos extremos varias posiciones intermedias. Es cierto que la cita de un trabajo es un reconocimiento de valor científico (en ocasiones negativo, pero válido también) de un trabajo publicado, que forma las bases del nuevo que presenta, por lo que la autocita es equivalente a auto-reconocer el valor de nuestro trabajo que otros debieran hacer. Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Etiquetado | 3 comentarios

OJS

La creciente necesidad por difundir el conocimiento científico ha motivado el desarrollo de plataformas de gestión editorial, entre ellas OJS, DpubS, OpenConf, Digital Commons, Scholastica, ScholarOne entre otros,  automatizando una cantidad significativa de procesos como envío de manuscritos, establecimiento de alcance y periodicidad, coordinación de comunicaciones, presentación de convocatorias, implementación de fechas de entrega y por último rastreo de manuscritos a través de la revisión por pares. Todo ello, acompañado con un ahorro representativo de recursos y tiempo para los editores, autores y lectores.


Seguir leyendo

Publicado en Sin categoría | Etiquetado , | Deja un comentario