Escribir un buen título de investigación: Errores que se deben evitar.

En el comienzo era el nombre, todo comienza con un nombre que conforme avanza el tiempo va ganando en significado y al final; sólo quedará eso, un nombre grabado en mármol o metal, diamantes y herrumbre. Existen muchos elementos identificativos en un artículo, pero ninguno tan fundamental como el título. El autor no se debe precipitar a la hora de seleccionar el título del trabajo e incluso es muy habitual que si lo hace mal los revisores se lo corrijan.

Los objetivos del título son:

  • Describir el contenido del artículo en forma específica, clara, exacta, breve y concisa.
  • Permitir al lector identificar el contenido del trabajo fácilmente
  • Ayudar a los gestores informativos (documentalistas, bibliotecarios, etc.) a catalogar y clasificar el material con exactitud.
  • Atraer al lector.

El título, al igual que el resto de los apartados identificativos (resumen, palabras clave, DOI, etc.), debe componerse una vez que el trabajo está completo. Prevalece la capacidad de explicar el contenido sobre la concisión del mismo, y sin embargo un título debe ser breve.

El principal error de un título es que esté desconectado de la realidad del estudio que representa, que se indique que se ha hecho algo que realmente no se ha conseguido. Que el lector acabe de leer una obra y quede defraudado porque lo que se le prometió no se ha cumplido. Manuel Alejandro Bobenrieth clasificaba los errores de los títulos en tres categorías; claridad, concisión y sobre-explicación (que en cierta manera es un error de concisión).

  1. Errores de claridad: Sintaxis correcta y vocabulario al alcance de los lectores
  • Usar palabras ambiguas, vagas.
  • Usar jerga, jerigonza.
  • Usar abreviaturas y siglas
  1. Errores de concisión: Brevedad en el modo de expresar los conceptos o sea efecto de expresarlos atinada y exactamente con las menos palabras posibles.
  • Demasiado extenso (exceder de 15 palabras).
  • Demasiado breve (títulos telegráficos e inespecíficos).
  • Exceso de preposiciones y artículos.
  • Uso innecesario de subtítulos
  1. Errores de sobre-explicación: Declaración o exposición repetitiva e inútil de un concepto, el cual se da por supuesto. Ejemplos:
  • “Estudio” sobre… Investigación” acerca de…    “Informe” de…
  • “Contribución” a… “Resultados de un estudio” sobre…
  • “Análisis de los resultados” de…
Esta entrada fue publicada en redacción y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s